domingo, 26 de junio de 2016

"VIVIMOS EN UN MUNDO"

Vivimos en un Mundo dónde nos escondemos para hacer el amor, por miedo a que nos vean, nos injurien o molestemos a personas con prejuicios, mientras la violencia se practica a plena luz del día. Los medios de comunicación nos inundan a diario con desastres ecológicos, muertes, desgracias….

El mundo al revés
Vivimos en un MUNDO, donde pintar un Graffiti es un delito, está perseguido, está mal visto, donde la libertad de expresión esta censurada, donde gritar nuestra dignidad se repele a golpes y matar a un toro es un arte.
Vivimos en un MUNDO, donde la forma de vestir, llevar una marca, un tipo de ropa, nos diferencia los unos de los otros, marca diferencias entre ricos y pobres, nos segmenta y clasifica, esto hoy se valora más que la forma de pensar de cada uno.
Vivimos en un MUNDO, donde una pizza, un periódico, llega antes que la policía, una ambulancia o los bomberos.
Vivimos en un MUNDO, donde los animales son mejores amigos, fieles, leales, desinteresados y sociables que las personas, nos estamos volviendo egoístas, insolidarios poco sociables e intransigentes.
Vivimos en un MUNDO, donde el dinero vale más, que el intercambio, la solidaridad, la amistad, la lealtad, el trueque.
Vivimos en un MUNDO, donde la tecnología (Redes sociales, Facebook, Twitter, Skype, Linkedin…) está sustituyendo a las personas, a los encuentros personales, a los bares, a tomar la fresca en la plaza del pueblo.
Vivimos en un MUNDO, donde la impunidad de nuestros dirigentes, la corrupción inoperancia, produce nuestra indignación y no pasa nada.
Vivimos en un MUNDO, donde es más importante aparentar que ser.
Vivimos en un MUNDO, donde perder tu móvil, tu tablet, tu ordenador, tu identificación, es más dramático que perder tu virginidad.
Vivimos en un MUNDO, donde lo normal para unos es raro y lo vulgar para otros es moda.
Vivimos en un MUNDO, donde los hipócritas son los buenos y los sinceros los malos.
Vivimos en un MUNDO, en el que es más fácil no cambiar nada, que cambiar lo que hay a nuestro alrededor.
Vivimos en un mundo en el que si lloras, en vez de consolarte, la gente te insulta, te llama débil y te da la espalda.
Vivimos en un MUNDO, donde la gente sonríe más a las cámaras fotográficas que a la vida misma.
Vivimos en un MUNDO, donde decir “vete ya, esta relación se terminó”, es más fácil que decir “lo siento”
Vivimos en un MUNDO en el que un país vende armas al mismo tiempo que firma la paz”.

Y donde no se intentan solucionar nuestros problemas, sino convivir con ellos
Os dejo esta frase que pronunció el ganador del Nobel de medicina (el oncólogo brasileño Drauzio Varella) : “En el mundo actual se está invirtiendo cinco veces más en medicamentos para la virilidad masculina y silicona para mujeres, que en la cura del Alzheimer. De aquí a algunos años, tendremos viejas de pechos grandes y viejos con anatomía dura, pero ninguno de ellos se acordará para qué sirven”.
Vivimos en un mundo en el cual se da más prioridad a unas absurdas e ilógicas normas sociales, que a los deseos, los sentimientos y la libertad de las personas.
Yo, siguiendo algunas de estas reflexiones, he emprendido mi propio CAMINO DE VIDA, respetándome a mí mismo y a los demás.

El arte de vivir