martes, 14 de junio de 2016

"LA INDEFERENCIA DEL MUNDO"

En ocasiones el hombre se consume tanto en su entorno vacío, plástico e indiferente ante los hechos más horribles del ser humano, el dolor que viven pueblos enteros de pobreza, hambre, enfermedad, guerras sin sentido y miles de males que aquejan a naciones enteras son vistas con mirada indiferente por el resto de nosotros, por el resto del mundo.
La indiferencia
Estamos sumergidos en nuestras propias vanidades con supuestos problemas tan tontos como nosotros que somos incapaces de darnos cuenta de ello. El Mundo, la humanidad entera deberá entender su destino, que el ser humano es uno solo, una sola fuerza en la que mientras reine el desequilibrio, la desigualdad, la indiferencia ante los problemas de los demás, realmente ninguno será libre, completo, feliz. En el camino que nos encontramos, el ser humano día a día labra la siembra de su propia destrucción, inevitablemente recorremos el camino que nos lleva al abismo profundo de nuestra soledad.
Se necesita que cada uno de nosotros este consciente que el balance de la humanidad es el balance de nosotros mismos, que el día en que estemos dispuestos a dar más de lo que recibimos alcanzaremos la realización como seres humanos, capaces de compartir, ceder, ayudar al colectivo primero que a nosotros mismos, entendiendo que eres parte de ese colectivo y que al final ayudando te ayudas, dando recibes, comprendiendo te comprenden, amando te aman.
Mi esperanza, es la unidad del ser humano en una sola fuerza, porque somos uno solo, empujando en una sola dirección, en la igualdad para todos.

El arte de vivir