sábado, 28 de mayo de 2016

"MI ABUELA ME ENSEÑÓ"

“Mi abuelo siempre ha sido un ejemplo de vida para mí. Esforzado, atento, cariñoso, entre otras cosas, me ha demostrado que durante sus años de vida ha sabido disfrutar y aprender de las experiencias, como todos deberíamos hacer. A través de sus historias y recuerdos que suele contar, me ha transmitido lecciones de vida que, de seguro, siempre le agradeceré.”
1. La responsabilidad es fundamental
Abuela
Ser responsable y dedicado siempre te llevará a cumplir tus metas y convertirte en un ejemplo de vida. Hacer tus deberes y, también, preocuparte de lo que es necesario puede hacer que tu camino hacia tus sueños sea mucho más fácil.
2. Los libros son increíblemente importantes
La lectura es primordial. Mi abuelo suele leer siempre, y de lo que sea, pues cree que cada historia es importante y es capaz de dejarte alguna enseñanza. Y yo me he dado cuenta de que es así.
3. La amabilidad y el compañerismo
Ser empáticos, valorar al resto y ser solidario es una de las cosas que nos hacen más humanos y mejores personas frente al mundo. Dar más que recibir, sin esperar nada a cambio, esa es la consigna.
4. La importancia de ser puntual
Ser puntual es parte de ser responsable y valorar las cosas que tienes que hacer, y, sobre todo, tus obligaciones. Llegar tarde no sólo te hace menos preocupado, sino que también provoca que hagas todo rápido y no logres concentrarte de buena forma.
5. Ser leal con tus seres queridos
Ser leal es lo más importante, sobre todo con quienes amas y te aman. Con eso demuestras que eres capaz de ver el verdadero valor que tienen y que te preocupas por su bienestar.
6. Ser fuerte ante todo
Él siempre se ha mantenido fuerte, a pesar de todo, y eso ha logrado que sepa cómo enfrentar la vida y combatir la adversidad de buena forma, y es así como debería ser, pues ser fuerte demuestra que valoras tu bienestar y sabes cómo respetarte a ti mismo.
7. Valorar a la familia por sobre todas las cosas
La familia siempre será lo más importante, pase lo que pase, y es necesario saber valorar a cada una de las personas que te rodean y han estado contigo. Son parte de tu sangre y siempre estarán a tu lado. Ante todo.

El arte de vivir