viernes, 11 de septiembre de 2015

"LA MADUREZ DE LOS SERES HUMANOS"



No Todo lo "Malo" Que nos Pasa es por que Lo Merecemos... A veces Necesitamos Cosas "Malas" y Tropiezos en La vida Para Madurar y Crecer Como Ser Humano.

Desde muy pequeños hemos ido madurando todas las personas y hemos ido dejando atrás nuestra infancia, nuestros juguetes, y las costumbres de no hacer nada a empezar ha hacernos la cama, poner la mesa y miles de cosas que nunca podríamos haber imaginado.

El llevar unos trabajos cada día a casa, que te mandan en el colegio de pequeño requiere un esfuerzo no solo de aprender, sino también un esfuerzo de voluntad y así coger la costumbre para cuando te vas haciendo mayor. Pero la dejadez que vamos haciendo, el cansancio que nos entra cuando lo vemos y no tenemos ganas de hacerlo y decimos: -Ya lo haré mañana.- Ahí se demuestra inmadurez que con el tiempo, conforme lo vamos dejando se forma un estado en el que no tienes ganas de hacer nada, y cuando eres mayor y quieres tener los estudios te cuestan mucho más. Porque siempre has llevado la costumbre de no trabajar tanto y puede que la fuerza que tengamos de voluntad que llevar a cabo no sea la suficiente.

Por ello, hoy en día muchos jóvenes dejan los estudios o no hay tanto nivel como se podría tener antes. Ahora los jóvenes se conforman con un trabajo en el que le paguen pero que luego te puede llevar a no tener nada cuando quieras tener una familia y tener una casa. El esfuerzo que se debe tener desde pequeño puede que te lleve a una vida mejor en el futuro.

Pero la madurez no es solo el esfuerzo ni la voluntad que le pongas a las cosas, también tu comportamiento frente a los demás, aunque todos tengamos aun la niñez en nuestro interior la forma de comportarse frente a las personas mayores y el tenerles un respeto es también muestra de madurez. Porque aunque no lo parezca mucha gente puede ver como algún anciano tiene una dificultad por la calle y no ayudarle, en cambio otra persona que le ayude mostraría un signo de madurez.

Pero las personas no solo maduran con realizar lo mismo siempre y que esto se convierta en una rutina, sino, que cada vez te aparecen cosas nuevas en la vida. No es solo el llevar unos estudios dignos ni un buen comportamiento, también puede ser el afrontar la vida como padre, que cada día es distinto y te trae cosas nuevas. Saber afrontar los problemas con la familia y con los amigos.

Hay mucha gente que sí que es madura pero otras personas puede que se queden por el camino y no afrontan sus problemas.

El arte de vivir