jueves, 19 de febrero de 2015

"UN VERDERÓN AMIGO"

A veces nos preocupamos por tener amigos; pero tal vez deberíamos centrarnos en serun amigo. En el mundo de hoy, que está conectado por medio de la tecnología, la definición de lo que es un amigo ha cambiado. Quizás hoy pensemos que tenemos muchos “amigos”; es verdad, tenemos la capacidad de estar informados y mantenernos al corriente de lo que sucede en la vida de muchos de nuestros conocidos, así como de amigos actuales y pasados, y aún de gente que no hemos conocido personalmente y a quienes llamamos nuestros amigos.

En el contexto de las redes sociales, el término “amigo” se usa con frecuencia para describir a contactos más que a relaciones. Se tiene la capacidad de mandar un mensaje a los “amigos”, pero eso no es lo mismo que tener una relación personal.
Con el tiempo, te vas dando cuenta que diferenciar, separar o categorizar a los amigos hace que tu vida se torne más tranquila, más feliz... Ya que a medida que vas sumando pasos, notas para que circunstancias están y para cuales no... 
A veces duele pensar así, duele tener que categorizar algo que nos gustaría que siempre fuera de color de rosa. Pero los mismos tropezones, los mismos abrir y cerrar de ojos, hacen que tu conciencia comience a trabajar... Hacen que te vayas dando más cuenta de todo...

Amigo, es una palabra muy compleja, abarca muchas cosas... Un amigo es quien está contigo en todo momento, quien disfruta de tus alegrías y quien te da el hombro en tus tristezas, ese ser tan especial, que hace de tus días más felices, que siempre va a estar incondicionalmente en todo, y con el cual podes pasar horas y horas sin fijarte en el reloj.
¿Pero realmente esto es así? tenemos muchos amigos, pero la mayoría, seamos sinceros... ¿Son así con nosotros? No. Por eso analizando esto, te vas dando cuenta que tienes varias clases de amigos... Amigos para salir, amigos para pasar una tarde, amigos con quien salir a correr, amigos de la universidad, del trabajo, amigos del barrio, amigos del club. 
Amigos del gimnasio. Amigos de temporada, amigos lejanos, amigos con quien reírte horas y horas, amigos por conveniencia, amigos por obligación... Y tu grupo de amigos. Con algunos hablas de trabajo, con otros de la familia, con otros hablas de las cosas que te pasaron, con otros te ríes constantemente, con otros la pasas bien un rato, con otros estas porque no te queda otra...
Pero sinceramente, todo lo que nos pasa, nuestros sentimientos, nuestros problemas, nuestras peleas con la familia, el porqué de ellas, lo que hice ayer a la tarde, lo que soñé, de lo que hablé hoy con la señora de al lado, de esa tristeza que tenemos y su porqué, de las cosas que hice, de las cosas que quiero hacer, de tu gran amor e infinidades de cosas más, ¿se las contamos a todos ellos? la verdad que no... 
Siempre va a estar esa personita que se destaque, esa persona con la que te olvides de todo, con la que a pesar de que no estés todo el tiempo como antes, porque haya otras prioridades... Compartas todo... Tu pasado y tengas pensado seguir compartiendo el futuro, esa persona con la que un sólo café no alcanza, y quedan cosas pendientes por contarse, simplemente porque el tiempo no alcanzo.
Y eso señores, esos son los mejores amigos, los hermanos del alma, esos seres incondicionales que no tienen como categorizar, sé que son todo para nosotros y que siempre lo van a ser.


El arte de vivir